El festival de los fantasmas hambrientos

En una acera de Casual Bay, en la isla de Hong Kong, una señora quema papeles al caer la noche: la hoguera lanza chispas a la oscuridad y la imagen es llamativa. Saco la cámara pero la apacible señora muta a monstruo nocturno que me amenaza con un dedo. Parece fuera de sí. ¿Es para tanto una simple foto? ¡Sí, lo es! Porque a la señora tal vez no le importe salir en una instantánea pero a los fantasmas que la rodean sí. Por eso no puedo hacer fotos. Porque los fantasmas quedarían atrapados en la imagen y ya...

Leer más