Etiqueta: inmigrantes

Ahogado, muerto, tirado en una playa

  Cuando la embarcación zozobra y caes al mar luchas por mantener la cabeza fuera del agua. Si vienes de un país sin mar y sin corrientes profundas la extrañeza es mayor porque no sabes qué es el mar. Pero conocerlo no significa nada: el mejor nadador puede morir ahogado en minutos. Al principio, el náufrago trata de mantener la cabeza fuera del agua, donde hay aire. Cuando el cansancio vence sucede lo que los expertos conocen como ‘lucha en superficie’: el náufrago sufre un ataque de pánico y recoge todo el aire que puede en superficie porque una...

Leer más

Los confines mediterráneos: magrebíes en Grecia, sirios en Marruecos

En el ferri que cubre la ruta desde la isla griega de Chíos al Pireo, ya en Atenas y en uno de los confines mediterráneos, un muchacho me pide una foto. ‘Con la camiseta’, me dice, ‘que se vea la camiseta’. La camiseta tiene un escudo de un tal Raja Club Athletic. Un club de fútbol que es más conocido como Raja Casablanca. ‘Somos de Marruecos’, me dice el muchacho que dice llamarse Abdul, ‘y vamos pa Europa’. Pero esto no puede ser, le digo, vives apenas a una hora de España por Tarifa, ¿cómo se te ocurre venir...

Leer más

Viaje a Bangladesh: los hijos perdidos de Leda

Los niños perdidos A finales de 2012 Atta Ullah abandonó su miserable choza del bloque D y se despidió nervioso de su padre, Sultan. Miró con indiferencia el cartelito escrito a mano que diferenciaba su cuartucho de los demás cuartuchos del campo de refugiados de Leda, al sur de Bangladesh: habitación 191. En su interior se debatía una lucha: la del que odia el lugar, la del que tiene miedo de abandonar el lugar. Porque el lugar es una miserable habitación, la 191 del bloque D de un insalubre campo de refugiados abandonados a su suerte al sur de...

Leer más

Viaje a Bangladesh: el marido de Kalu se marchó a Malasia

Kalu es una cría pero ya tiene cuatro hijos, un cuartucho inmundo en un campo de refugiados y un marido que lleva un año sin decir ni pío. Se embarcó rumbo a Malasia, me cuenta, porque la situación alcanzaba cotas de tragedia, sin nada que hacer, sin nada que comer, sin ningún futuro que darle a sus hijos. El riesgo es importante porque los roginyas, que es la etnia más perseguida del planeta, no tienen derechos en su tierra de origen, Myanmar (la antigua Birmania), pero tampoco tienen derechos en su tierra de acogida, Bangladesh (una de las naciones...

Leer más

Anúnciese aquí

Anúnciese aquí

Tweets Recientes

Translate »