Autor: José Luís Sanchez Hachero

Ganesha, el dios de cabeza de elefante, pasea por París

  Parvati, la esposa del dios Shiva, pidió a su hijo Ganesha que vigilara la puerta de su toilette mientras tomaba un baño. El pequeño era tan responsable que se cruzó a su padre, el temido Shiva, y le prohibió la entrada. Shiva, que es todo cólera y furia y tremendos enfados, le cortó la cabeza sin saber que era su propio hijo. Parvati, como cosa rara, se afligió lo indecible cuando vio a su hijo decapitado y Shiva, que a pesar de aglutinar todas las fuerzas chungas del universo tenía su corazoncito, le prometió resucitarlo con la cabeza...

Leer más

Los chicles de la tumba de Jim Morrison

  Si Jim Morrison pensó alguna vez que la muerte le libraría de los focos se equivocó. Conforme su fama creció en el mundo de la música, de las fiestas locas y de las almas atormentadas, su presencia generaba más interés, más necesidad de fotos, de conciertos, de películas, de pósters. Las groupies lo perseguían con saña, los camellos lo perseguían con saña, las discográficas, las productoras, el mundo del show lo perseguían con saña. Porque sabían que había terreno abonado. Las groupies sabían que se lo follarían todas, los camellos que no quedaría vena, pituitaria, pulmón o neurona...

Leer más

Buscando el Arca perdida en el lago Tana

  Dios estuvo escondido en una isla del gran lago que da agua al río Nilo. Son treinta y pico las islas del lago Tana así que no debería de haber sido difícil dar con Él pero su presencia es esquiva porque, recuerden, vivía escondido. Además ya no está aquí porque se mudó algo más al norte. Los más avispados dedujeron que el mismísimo Dios vivía en una isla llamada Tana Kirkos porque hasta allí transportaron el Arca de la Alianza, en mayúsculas, tras la destrucción del primer gran Templo, también con mayúsculas, de Jerusalem. El del rey Salomón....

Leer más

En la tumba del Ras Tafari Hailé Selasie

Paulos me abre la puerta de la iglesia de la Sagrada Trinidad de Adis Abbeba con el sigilo del que guarda algo muy valioso. ¡Y vaya si lo es! Al fondo del templo, en una esquinita apenas delimitada del resto del santo lugar, reposan para siempre (es un decir) los restos de un dios. O, dicho de otro modo, del Negus Negast (Rey de Reyes), Señor de Señores, el León Conquistador de la Tribu de Judea, Ras Tafari, Elegido de Dios, Protector de la Fe, el heredero del trono del rey Salomón, descendiente de la reina de Saba y...

Leer más

Mascando kat, las flores del paraíso, en la ciudad de Harar

  Hasta donde alcanza mi vista: kat. Cultivos familiares, cosechas propias, huertas de andar por casa. Hasta donde consigo caminar: kat. Gentes mascando a la sombra en los campos, mujeres vendiendo enormes bolsones por las calles, hojas tiradas por el suelo alfombran el asfalto. En el campo, los arbustos están bien alineados, abiertos a despejadas veredas centrales, desbrozados. Cuidados y hasta mimados. Miro a mi alrededor y no hay otro cultivo. De pronto aparece un campesino, alarga la mano, arranca unas hojas y se las come. Sonríe con una sonrisa verde y me invita a un cobertizo de adobe....

Leer más

Anúnciese aquí

Anúnciese aquí

Tweets Recientes

Translate »